jueves, 11 de abril de 2013

Loca, loca, loca. Estoy loca.

Loca, loca, loca. Estoy loca. He perdido la cordura. Me he perdido en mi propia locura.. Mis nervios pierden el control y no paro quieta.. Doy vueltas por la habitación. Una y otra vez, no paro. Cojo algo y lo tiro al suelo. Grito. Lloro. Grito "¡Estoy loca, loca, loca!". Salgo corriendo. Esta lloviendo, pero yo sigo corriendo. Me pierdo. Me voy lejos. Quiero desaparecer. Las lágrimas caen de mis ojos pero no se nota. Intento gritar pero un nudo en la garganta me lo impide. Impotencia. Dolor. No se a donde ir. Quiero ir lejos. No quiero que me encuentren. Si me encuentran perderé el control y no tendra remedio. Me cuesta respirar. Paro en seco y me siento en el suelo.Me supera el miedo que me tengo a mí misma. Estoy lejos, lejos de todo, de todos, allí me encuentro.Grito con agresividad. Impotencia. Agito los brazos y lloro mientras grito bajo la lluvia. Le grito al aire para no herir a nadie. El descontrol me invade.No puedo hacer nada. No puedo hacer nada. No puedo arreglar nada. Ya da igual todo. Ya no importa nada.

Lucha contra demonios internos.

Hace frío y esta oscuro. Oigo voces, pero no las entiendo. Repiten una y otra vez lo mismo. Susurros, oigo susurros, esas voces rasgadas que me hacen temblar. ¿Dónde están las palabras de consuelo? Tiradas por los suelos, como mis recuerdos, como todo lo que prometimos. Todo ha quedado en el olvido. Mis sentimientos fueron pisoteados y ahora mis pensamientos han cambiado. El miedo me ha dominado demasiadas veces. El dolor me ha derrotado muchas veces, pero mas veces he vencido yo. El tiempo todo lo mejora una vez que no puede empeorar más. Intentaré luchar contra la oscuridad para evitar que me vuelva a pasar.